Son las tres de la mañana

Que haya determinadas personas en una lista no me importa, yo las pongo ahí. Pero recientemente la lista tiene algún nombre que me produce escalofríos.

A veces parece que la vida es consciente de nuestra situación y nos aprieta las tuercas más y más, esperando quizá que decidamos saltar por la ventana fingiendo pensar que es un sueño.

Estoy cansado de la situación actual ¿no sentís ese aire cargado de meses y meses de palabras sin significado?

¿A dónde voy ahogándome a falta de un par de semanas? Será verdad que todo acaba en poco tiempo…

Es difícil creerlo, ha sido y sé que siempre será una parte importante, y el final acontece. Pero no es abandonar lo genérico lo que temo.

¿Será esa luz que veo al final del túnel la salida al exterior? Probablemente, pero una parte de mi estaba buscando la salida con la luz de otro color.

A salida luminosa no le mires el color. Antiguo proverbio mío.

———————————————————

Siento un miedo atroz a… da igual, me lo tragaré, esto es así. Punto final.

No, punto y aparte.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s